Paul McCartney confesó que la separación de los Beatles lo llevó al alcohol

El cantante británico admitió que sufrió una fuerte depresión que lo llevó al alcohol y hasta consideró retirarse del mundo de la música tras la separación de los Beatles. En un adelanto de una charla con radio 4 de la BBC explicó: “Estaba muy deprimido. Cualquiera lo estaría. Era una separación de mis amigos de toda la vida”.

La entrevista completa será transmitida el sábado, pero igual trascendieron otras declaraciones. “No sabía si debía seguir en la música, me había destrozado”, reconoció McCartney y añadió: “Así que me di a la bebida. Al principio me sentí maravillosamente, pero después de un tiempo ya no funcionaba. De repente ya no me divertía”.

Por otra parte, contó que fue su entonces esposa Linda quien lo animó a fundar la banda Wings. El gran Paul afirmó:

Quería volver a la cima. Los comienzos estuvieron sin embargo llenos de baches, actuábamos en las universidades y trabajábamos duro para llenar los pabellones de las ciudades. Era divertido, porque poco antes había llenado estadios.

Comentarios