Bruce Dickinson sobre su enfermedad: “Es un gran resultado estar vivo”

En una entrevista con la revista Kerrang, el vocalista de Iron Maiden reveló detalles sobre cómo está llevando su pelea contra el cáncer de lengua. Cuando le informaron su diagnóstico, hace dos años, el cantante enfrentó de manera agresiva la situación, pero rápidamente quedó atrapado “en la solución del problema”.

Lee también: Nicko McBrian: “El cáncer de Bruce Dickinson me inspiró a estar sobrio”

“Es un gran resultado estar vivo”, confesó. Las terapias con radiación lo dejaron “cansado y fatigado” y alteraron su personalidad habitual que se caracteriza por “ser una pequeña bola de energía que rebota contra las paredes”.

Lee también: Bruce Dickinson: “La gente no quiere pagar más por los discos”

Por ahora el tratamiento viene siendo un éxito y calificó de “brillante”, el desempeño de su médico. Pudo superar el crecimiento del tamaño de su lengua que se había convertido en una “pelota de golf”, aunque sufrió pequeños cambios en la voz y no siente el sabor del azúcar.

El líder de Iron Maiden contra el cierre de salas de conciertos

En el Reino Unido comenzó a llegar la moda de cerrar salas de conciertos para convertirlas en tiendas o edificios más modernos. Debido a esto, Bruce Dickinson salió a defender las salas afirmando que “buscan envejecer el centro de las ciudades. No podríamos haber llegado hasta donde estamos si no hubiera sido por los conciertos que dábamos en locales pequeños. No necesitabas demasiado espacio para conquistar al público”.

Lee también: Descubrí “As Lions”, la banda del hijo de Bruce Dickinson

“Los locales pequeños son indispensables para los grupos. Creo que nos perdemos algo, tanto aquí como en otros países europeos, si no apostamos de forma más clara por proteger nuestra infraestructura social. Los pubs y las salas pequeñas forman parte de ella”, agregó en una entrevista a Wales Online.

Lee también: Bruce Dickinson te enseña a despegar el Ed Force One

“Creo que lo que miran es el precio por metro cuadrado, ellos conocen el precio de todo pero no conocen el valor de nada. La gente va al centro a ver un concierto y esto mantiene a una ciudad viva. No se trata de gente que quiere tomarse un café, también hay otras personas con necesidades culturales. El rock es fundamental en la vida de esa gente”, finalizó.

Comentarios