El adiós a una leyenda: Mirá cómo fue el último concierto de Black Sabbath

El grupo británico, pionero del heavy metal, pasó al retiro. La banda liderada por Ozzy Osbourne ofreció en Birmingham, donde había empezado su gran carrera (1968), su último concierto. En el escenario, los miembros fundadores del grupo (el guitarrista Tony Iommi, de 68 años, el cantante Ozzy Osbourne, 68 años, y el bajista Geezer Butler, de 67), estuvieron acompañados por el baterista Tommy Clufetos y el tecladista Adam Wakeman.

Para su último concierto, Black Sabbath llenó el Genting Arena, una sala con capacidad para 16 mil personas. El show tuvo lugar una semana después de la muerte de Geoff Nicholls, legendario tecladista del grupo.

Lee también: Antes del show en Córdoba, Ozzy Osbourne estuvo paseando por Capital Federal

La agrupación tocó 15 canciones y cerró el repertorio con su primer éxito: Paranoid. Este tema fue transmitido en vivo por la página de Facebook de Sabbath, acompañado de fuegos artificiales. Ozzy Osbourne agradeció a los fans por casi cinco décadas de apoyo, mientras caían cintas y globos del escenario.

Osbourne, junto a Tony Iommi, Geezer Butler y el ex miembro de la banda Bill Ward, crearon un sonido único, teñido del entorno industrial de la posguerra en Birmingham, que influyó centenares de otros conjuntos e inspiró a generaciones de guitarristas.

Lee también: Ozzy Osbourne: “Yo no soy el que se quiere retirar, es Black Sabbath”

Ozzy confirmó que, contrario a otros conjuntos, esta gira de despedida de Black Sabbath es el fin definitivo de la banda. “Hasta aquí llegamos”, declaró. Además, añadió que la gira de despedida que hizo de su carrera como solista en 1992 había sido un error.

“Lo que aprendí es que uno tiene que tener algo que hacer en el retiro. Así que voy a continuar como solista. No es un trabajo, es una pasión”, subrayó Osbourne.

Foto: Black Sabbath

Comentarios